Mepitel para las grietas del pecho

Hoy os recomiendo el producto que me solucionó definitivamente mis problemas de grietas dando el pecho a mi Petardilla. Se trata de Mepitel. Unos apósitos que conocí gracias a mi amiga Teresa (además de amiga enfermera) y que me salvaron la vida cuando intentaba darle el pecho a mi segunda hija. Tenía las típicas, pero no por eso menos dolorosas, grietas en los pezones. Qué os voy a contar a las que habéis pasado por eso… ¡un horror! Entre toma y toma me daba las cremas que todo el mundo te recomienda. Pero nada, cada vez que la niña se ponía al pecho me volvía a abrir las dolorosas heridas. Muchas de vosotras llegado este punto desistís porque dar el pecho puede convertirse en algo inaguantable y no me extraña.

Las que estéis en esta situación y queréis continuar con la lactancia corred  a la farmacia más próxima y comprar los maravillosos apósitos Mepitel jeje. Son unas láminas porosas y transparentes que ayudan a cicatrizar. El paquete trae tres apósitos grandes que debéis cortar para vuestras heridas dejando, según sus instrucciones. 2 centímetros alrededor de ella. No duele cuando te lo despegas de la herida, no se pegan a las almohadilla de lactancia, te puedes aplicar una crema y después el apósito, no hay que limpiar antes de dar el pecho… y lo mejor de todo que ¡¡acelera la cicatrización de las dichosas grietas!!

A mí me fue genial y pude seguir dando el pecho a mi hija olvidándome del dichoso dolor. Cada mañana despúes de ducharme me ponía una lámina nueva y cada vez que daba el pecho a mi hija me lo pegaba con cuidado en el dorso de la mano. Cuando acababa me lo volvía a colocar y listo. Una maravilla.

Espero que os funciones y ya me contaréis…

 

 

 

 

Categories: Mis cositas.

¿Sujetador de lactancia sexy? Sí es posible

Cuando tuve a mi primera hija me compré los típicos sujetadores de lactancia blancos monjiles porque es lo que encontré. En una de mis visitas a mi pueblo, fuimos a ver tiendas a Francia (está muy cerca de la frontera) y en una de las tiendas descubrí un montón de sujetadores de lactancia PRECIOSOS con colores, en raso, puntilla, transparencias… una locura para una mamá que llevaba semanas con sujetadores anti lujuria. Así que me compré unos cuantos y salí loca de contenta.

Que acabemos de ser madres y que estemos dando el pecho no quiere decir ni que ya no tengamos gusto ni que no nos apetezca vernos sexys ¿no?

Así que con la segunda niña me negué a comprarme los “típicos” y busqué hasta encontrar sujetadores bonitos y favorecedores. Aquí os propongo algunas tiendas en las que encontré cosas a BUEN PRECIO.

En primer lugar la tienda Kiabi.

kiabi sujetador lactancia en mamaenred.com

Sujetador lactancia de Kiabi

También encontré algo en H&M.

h&m sujetador lactancia en mamaenred.com

Sujetador de lactancia de H&M

Los de Vertbaudet son preciosos, el inconveniente que hay que comprarlos online.

Vertbaudet sujetador lactancia en mamaenred.com

Sujetador lactancia de Vertbaudet

Sujetadores lactancia vertbaudet en mamaenred.com

Sujetadores lactancia de Vertbaudet

En La Redoute también encontraréis sujetadores muy sexys.

sujetador lactancia la redoute en mamaenred.com

Sujetador lactancia de La Redoute

sujetador lactancia la redoute 2 en mamaenred.com

Sujetador lactancia de La Redoute

Sobre todo lo que os queremos recomendar desde mamaenred es que NO renunciéis a veros guapas y sexys en un momento en el que vuestros cuerpos están diferentes, seguramente un poco más gorditos, estáis muy cansadas y os enfrentáis a una nueva etapa en vuestras vidas. Veros atractivas os ayudará a sentiros mejor.

Si conocéis otros sitios donde encontrar lencería bonita para la lactancia compartid a continuación y todas nos beneficiaremos. ¡Gracias!

 

 

Categories: Mis cositas.

Sacaleches Mamivac Lactive de Sorevan

El producto que os traigo hoy es el sacaleches Mamivac Lactive. Un sacaleches eléctrico de calidad hospitalaria que permite sacar la leche de los dos pechos a la vez.

mamivac_lactive_1_10

“Tengo poca leche para mi bebé”

Éste es uno de los mayores problemas con los que se encuentran las mamás los primeros días de lactancia. Al menos lo ha sido en mi caso. Tras mi experiencia tengo clara cuál es la mejor solución: poner al bebé todo lo posible al pecho y el sacaleches.

Por eso os hablo hoy de el sacaleches Mamivac que es el que yo he utilizado con mi segunda hija y me ha ido fenomenal.

Con mi primera hija utilicé el sacaleches manual de Avent, pero me pasaba el día enganchada o a la niña o al sacaleches, porque con el manual sacas muy poco a poco. Con la segunda no quise repetir la experiencia y me decidí por un sacaleches eléctrico y ya puestas investigué un poco y me decidí por el Mamivac Lactive que es de uso hospitalario. Una señora máquina.

Sacaleches Mamivac Lactive

La características son las siguientes:

  • Muy rápido, poco ruidos y fácil de manejar.
  • Precio: 102 euros + gastos de envío (si quieres un segundo kit de succión 18 euros más).
  • En 24 horas lo tienes en la puerta de tu casa (si vives en la C. de Madrid)
  • A pesar de ser de uso hospitalario es muy pequeñito.
  • Se puede usar con recipientes de otras marcas como los biberones de Avent.
  • Puedes utilizarlo en un solo pecho o en los dos a la vez.
  • Muy buen servicio técnico. A mí se me estropeó y me lo cambiaron inmediatamente por otro.

Lo puedes comprar contrareembolso en toda España en Sorevan y también tenéis también la posibilidad de alquilarlos por 48 euros al mes, aunque solo en la C. de Madrid, pero a nada que lo uséis 2 meses os compensa comprarlo.

Utilizando sacaleches he conseguido con mis dos hijas, tras unas semanas de insistencia, lactancia materna exclusiva.

Bueno, espero que os haya ayudado. :)

 

Categories: Mis cositas.

Cómo dejar de dar el pecho a tu bebé

Dejar de dar el pecho

 

Si por cualquier razón ha llegado el momento de dejar de dar el pecho a vuestro bebé, en este post voy a intentar ayudaros a hacerlo.

Cuando yo tuve que dejarlo con mi primera hija estaba un poco perdida, y por muy raro que parezca, fue un compañero (sí, sí, de género masculino) el que me dio las claves para dejarlo en 3 o 4 días y me fue muy bien.

 

Vaciar sólo un poco los pechos

Una vez que hayáis tomado la decisión en firme de dejar de dar el pecho, lo que tenéis que hacer es vaciaros los pechos cuando los notéis cargados, pero sólo un poco, lo suficiente para que nos os duela ni os tire. De esta manera vuestro cuerpo entenderá que no hay demanda de leche y su producción se reducirá hasta desparecer.

Sacaleches o Técnica Marmet

Para vaciarme el pecho yo utilicé un sacaleches. Se puede hacer a mano pero a mí me resultó mucho más complicado. De todas maneras si no tenéis sacaleches y lo queréis hacer manualmente la forma más sencilla, al menos para mí, es en la ducha con agua caliente. La técnica de extracción manual se llama Técnica Marmet y si pincháis aquí podéis consultar unas instrucciones bastante claras.

Bultos por obstrucción de conducto lácteo

Durante el proceso podéis notar algún bulto. No os asustéis. Simplemente es que algún conducto lácteo está obstruido. También os puede pasar esto mientras estéis dando el pecho. Se solucina aplicando calor y masajeando antes de sacar la leche y desaparece sin problemas.

Poco a poco notaréis que vais produciendo menos leche y finalmente no necesitaréis sacaros nada.

Espero que haya quedado claro y os resulte útil.

Categories: Mis cositas.